La línea H funciona con normalidad luego del proceso de desinfección de las instalaciones y unidades.

Recoleta love

La línea “H” de subte volvió esta mañana a funcionar con normalidad, luego de desinfectar las instalaciones luego de que 4 trabajadores dieran positivos de coronavirus.

Se realizaron tareas de sanitación en las estaciones y los vagones, por eso se mantuvo cerrado al público.

El servicio de la Línea H, fue interrumpido el día 9 de junio desde las 19 debido a la confirmación de que cuatro trabajadores positivos de coronavirus.
A partir del primer caso positivo, conocido el domingo último, se procedió a testear a los trabajadores que dieron positivo este martes 9 tratándose de tres nuevos casos nuevos sin síntomas. Por tal motivo, la Línea H, que une los barrios porteños de Parque Patricios y Recoleta, permaneció cerrada para su desinfección.

La empresa concesionaria de esa red de transporte público, Metrovías, informó a la agencia Télam que “tras el conocimiento el domingo pasado de un caso positivo del área de tráfico de la Línea H, se procedió a aplicar el protocolo de coronavirus”.

“Por esta razón, se realizaron testeos a los posibles grupos de contacto, por el que se llegaron a detectar esta tarde otros tres casos positivos asintomáticos”. “Todos ellos se encuentran en buen estado de salud y se procedió a desinfectar las posibles áreas de contacto” confirmó la empresa.

Siguiendo con el protocolo preventivo están tratando de ubicar a las personas con las que tuvieron contacto los infectados, para aislarlas y realizarle los test.

El lunes, un total de 1.040.948 usuarios utilizaron trenes, subtes y colectivos en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) para trasladarse, lo que significó 3.1 millones menos que el promedio diario en días hábiles previos al aislamiento obligatorio dispuesto por el Gobierno nacional para intentar frenar el avance del coronavirus. La cifra representa 543.904 usuarios más que en el primer lunes hábil luego del aislamiento social, preventivo y obligatorio, en el que hubo 497.004.

La número de usuarios que se movilizaron el lunes representan una reducción del 75 por ciento frente a los 4.242.450 pasajeros que utilizaron los tres medios de transporte en días hábiles previos al aislamiento.

Durante la primera semana de junio, contando los cinco días hábiles, el promedio de circulación de usuarios en el transporte público fue de 992.879 entre los tres medios de transporte, casi un un 77 por ciento menos que los 4.242.450 pasajeros que circulaban diariamente en promedio en los días hábiles previos al aislamiento (1 al 13 de marzo).

En el transporte interjurisdiccional, durante la última semana de mayo, un 68 por ciento de los pasajeros viajó dentro del Gran Buenos Aires; un 19 por ciento lo hizo dentro de la Ciudad; un 11 por ciento, desde la Provincia hacia la Ciudad; y un 2 por ciento, desde CABA hacia PBA. Son datos arrojados, tras un relevamiento de datos realizado por SUBE.