Día Mundial del cancer infantil

El 35 por ciento de niños con cáncer son atendidos en el Hospital Garrahan, que recibe unos 500 nuevos casos cada año del total de 1.300 a 1.400 que se diagnostican en Argentina, informó hoy el centro de salud al conmemorarse el Día Mundial de esta afección en la infancia.

En el Centro de Atención Integral del Paciente Hematológico y Oncológico (CAIPHO) del Garrahan, la sobrevida a los tratamientos superan el 70 por ciento, lo que iguala al centro de salud argentino con las mejores instituciones oncológicas mundiales, informó un comunicado del hospital.

“Nuestro compromiso en la lucha contra el cáncer infantil es permanente y este año vamos a intensificar nuestros esfuerzos en la investigación para, más allá de sostener nuestros índices que son similares a los de otros centros de referencia mundial, podamos continuar descubriendo nuevas y mejores formas de tratar los distintos tipos de cáncer”, afirmó el Presidente del Garrahan, Carlos Kambourian.

El último miércoles la institución anunció que antes de final de año tendrá a punto una técnica de diagnóstico molecular inédita en el país para el meduloblastoma, un tipo de tumor cerebral frecuente.

En el Garrahan se atienden pacientes que son diagnosticados por el Servicio de Hematología y Oncología, pero también muchos niños que comenzaron un tratamiento en otros centros y requieren de mayor complejidad por complicaciones, para ciertas etapas del tratamiento, procedimientos quirúrgicos o estudios que no pueden realizarse en su lugar de origen.

El tipo de cáncer más frecuente en pediatría es la leucemia, con un 37% del total de los casos.

“La estadística restante está repartida en un conjunto de enfermedades diferentes que muchas de ellas tienen en común ser de origen embrionario, es decir provienen de bases genéticas constitucionales, muchas de ellas no bien conocidas”, informó el jefe del servicio de Hematología y Oncología del hospital, Pedro Zubizarreta.

La incidencia de cáncer pediátrico en Argentina es aproximadamente de 140 nuevos casos por cada 1 millón de niños entre 0 y 14 años.

En el mundo, de los 200.000 niños y adolescentes a quienes se les diagnostica una enfermedad maligna cada año, 80% viven en países con recursos limitados, y a ellos corresponde más del 90% de las muertes asociadas al cáncer en pediatría.

Se espera que el número de nuevos casos de cáncer en todas las edades se incremente a 15 millones en el año 2020 y 24 millones en 2050 en todo el mundo.

La leucemia

La leucemia es un grupo de enfermedades malignas de la médula ósea (cáncer hematológico)​ que provoca un aumento descontrolado de leucocitos en la misma. Sin embargo, en algunos tipos de leucemias también pueden afectarse cualquiera de los precursores de las diferentes líneas celulares de la médula ósea, como los precursores mieloides, monocíticos, eritroides o megacariocíticos.​ Las células cancerígenas impiden que se produzcan glóbulos rojos, plaquetas y glóbulos blancos maduros (leucocitos) saludables. Entonces, se pueden presentar síntomas potencialmente mortales a medida que disminuyen las células sanguíneas normales. Las células cancerosas se pueden propagar al torrente sanguíneo y a los ganglios linfáticos. También pueden viajar al cerebro y a la médula espinal (el sistema nervioso central) y otras partes del cuerpo.